Fue expulsada de clases por incomodar a su profesor por el vestido que llevaba

Para nadie es un secreto que la juventud hoy en día rompió todos los patrones de lo que está “bien visto” y es por esto que deciden ir a clases vistiendo de una manera diferente a los demás. Sobre todo para los adultos, que les cuesta entender un poco las nuevas corrientes de moda.

Es por esto que Karis tuvo que pasar por el vergonzoso momento de ser sacada del aula de clases y ser enviada a dirección para esperar a su representante y que así pudiese irse a su casa y perder su derecho legítimo de la educación.

La joven oriunda de Canadá de 17 años llevaba un vestido y un suéter cuello tortuga en donde realmente no dejaba ver nada, el vestido ni siquiera era demasiado corto pero a su profesora le generó cierto desconcierto y la señaló de

ser una distracción para todos sus compañeros de clases y por eso debe salirse del aula


Este hecho causó una gran frustración ante sus compañeros de clases y sobre todo a su padre, puesto que él estaba consciente de que su pequeña no estaba mostrando más de la cuenta.

“Yo jamás permitiría que Karis fuese a clases con un atuendo vulg4r. El vestido tal vez de la impresión de ser una lencerí4 femen1na por el encaje y esc0te pronunciado pero no es así. Además llevaba un suéter que le cubría todo”. Christopher, padre de la joven afectada.

Este padre angustiado por el atropello hacia su hija decidió hacerlo público en sus redes sociales teniendo casi que inmediatamente la atención de todos y recibiendo el apoyo de miles de personas.
Motivo por el cual la directiva del planten se vio en la obligación de dar sus declaraciones y pedir una disculpa pública a Karis y a su familia.

Todo esto producto del estallido social que ocasionó el hecho de que esta joven de 17 años se le fuese violado su derecho de recibir clases por simplemente su vestimenta y las huelgas incansables que se realizaron a las afueras de las instalaciones del plantel.

Karis solamente comentó que no quería que ninguna otra compañera de clase tuviese que pasar por esta vergüenza pública.

“Nadie merece ser tratado de esta manera y mucho menos por llevar una forma de vestir diferente a los demás”.

Comparte esta publicación y déjanos tu comentario si consideras que la profesora estaba en todo su derecho de sacar a Karis del aula de clases o si por el contrario cometió un acto discriminatorio.

Deja un comentario