Will Smith saltó a la fama gracias a su papel en la comedia The Fresh Prince of Bel-Air, pero 30 años después aseguró haber vivido “el mejor momento de su carrera” gracias a su interpretación en King Richard.

Smith recibió este domingo el Premio del Sindicato de Actores de la Pantalla como Actor Masculino en un Papel Protagónico de una Película por su interpretación de Richard Williams, el padre ambicioso y motivado de las superestrellas del tenis Venus y Serena Williams.

El actor, de 53 años, estuvo acompañado en la gala por Venus Williams, ganadora de siete títulos de Grand Slam, cuando fue anunciado como ganador del SAG Award superando a Denzel Washington (The Tragedy of MacBeth), Javier Bardem (Being the Ricardos), Benedict Cumberbatch (The Power of the Dog) y a Andrew Garfield (Tick, Tick… Boom!).

Lo acompañó Venus Williams: King Richard, un film biográfico de Serena y Venus Williams. Foto: Instagram @kingrichardfilm

“Ese puede haber sido uno de los mejores momentos de mi carrera en este momento, porque mi nombre fue llamado por King Richard sentado junto a Venus Williams”, exclamó Smith al subir al escenario a recibir su premio. “Richard Williams es un soñador como nadie que hayas conocido. Tiene un poder de fe que raya en la locura y, a veces, se desborda, lo cual es absolutamente necesario para llevar algo de lo imposible a lo posible”.

Smith, emocionado hasta las lágrimas, también produjo la película que cuenta la profética historia de un padre decidido en convertir a sus hijas en las mejores tenistas del mundo, logrando el visto bueno de las hermanas Williams para involucrarse en el proyecto.

“Fue una gran oportunidad sumergirme en la vida de esta familia y dedicar tiempo a descubrir su increíble historia. ¡Él predijo que Venus y Serena serían las tenistas número uno y número dos del mundo dos años antes de que nacieran!”, contó Smith a The Graham Norton Show. “Escribió un plan de 78 páginas. Fue una profecía realmente loca y tan asombrosa que es difícil de comprender”.

Ahora por el Oscar

Smith puede terminar de coronar su carrera con King Richard en el Premio Oscar, al cual está por tercera vez nominado, pero sin tener suerte en las dos ocasiones previas con Ali (2001) y The Pursuit of Happyness (2006).

Video: 

Ahora tiene grandes oportunidades de llevarse esa estatuilla tras obtener el SAG Award y el Globo de Oro, gracias a su interpretación del Rey Richard. Nada mal para alguien que empezó siendo simplemente el Príncipe del Rap.