Además de ser un gran pasatiempo, los test visuales nos ayudan a descubrir características que tal vez no conocíamos de nuestra personalidad, pero que siempre han estado ahí.

De acuerdo con estudios de la Universidad de Cambridge, en los últimos años se ha vuelto cada vez más evidente que la percepción puede proporcionar un enfoque valioso para el estudio del carácter. Esta es la razón por la que las imágenes abstractas son muy útiles para conocer aspectos ocultos que nos van definiendo en nuestro día a día.

En esta ocasión te traemos una prueba visual con el que descubrirás qué es lo que demás piensan de ti dependiendo de la forma en que llevas tu bolso.

Tal vez pienses que se trata de un detalle mínimo sin importancia, pero según el psicólogo y biólogo estadounidense, Roger W. Sperry, ganador del Premio Nobel, nuestro cerebro tiene dos hemisferios (izquierdo y derecho) que funcionan de manera diferente por lo que, la forma en que pensamos está condicionada de acuerdo a cuál de los dos lados es el que más domina en nuestros hábitos. ¿Qué tan bien te conoces a ti mismo? Descúbrelo con este desafío viral.

¿Qué dice de ti la manera en qué llevas tu bolso?

Respuestas

Bolso en la espalda: si elegiste esta opción, las personas te perciben cómo una persona viajera a la que le gustan las aventuras, pero también como alguien práctico y relajado en la vida.

Bolso en la mano: eres una persona que tiende a controlarlo a todo y es exactamente así como de te ven los demás. Consideran que eres muy seguro de ti mismo, aunque casi rayando en lo narcisista.

Bolso en el hombro: la gente que lleva su bolso en el hombro es vista como una persona culta con un gran ingenio y un amor por la lectura. Tienes un vasto conocimiento y además una personalidad fresca y juvenil.

Bolso cruzado al hombro a la cintura: si sueles llevar tu bolso de este modo es porque los demás te ven como una persona precavida, un tanto tímida, pero muy inteligente. Asimismo, son percibidos como generosos y siempre dispuestos a ayudar.

Bolso en el abdomen: sin duda es una forma rarísima de llevarlo, pero hay quienes lo usan de modo. Cuando llevas tu bolso de frente, para los otros significa que eres una persona impredecible y aprehensiva con los objetos materiales, aunque también muy cuidoso de sus pertenencias.